jueves, 6 de noviembre de 2008

Ondas.

¿Existe la contaminación electromagnética?
Si se nos bombardea con ondas por todas partes todo el día, toda nuestra vida…¿es que no desequilibra a cualquiera?¿nos están dando tiempo a adaptarnos si es que es posible?.
Al principio me pareció la típica polémica paranoica que surge con cada nuevo invento (microondas, móviles, WI-FI…) está claro que su intensidad depende del uso que se les dé.
Más tarde me comentaron que las ondas de telefonía son de muy baja frecuencia y que contrariamente a lo que se piensa las hace más dañinas para el cerebro porque “emiten” con esa misma frecuencia lo que provoca alteraciones neuro-endocrino-inmunitarias (no hablo de sus efectos térmicos y leyendas urbanas de palomitas de maíz). Al fin y al cabo se prohíbe su uso en algunos lugares por las interferencias que pueden generar.
Por curiosidad os comento lo que he encontrado: Aún no sabemos las consecuencias de este uso masivo a largo plazo porque el fenómeno de tener la casa llena de cachivaches electrónicos es reciente. Se están haciendo estudios y contra estudios para que los argumentos tengan base científica.
En el llamamiento de Friburgo una serie de médicos advierten del aumento de dolencias en cercanía a zonas irradiadas (que desaparecían al alejarse) y solicitan reglamentación al respecto.
Un grupo de pediatras belgas pide a su gobierno que prohíba ó proteja del uso de móviles a menores de 16 años. Dirk Adang de la UCL en el mismo país ha estudiado sus posibles peligros. En la Universidad sueca de Lund se ha llegado a conclusiones similares.
Roger Santini de la Universidad de Lyon recomienda que se tomen precauciones en su uso, al igual que el gobierno alemán recomienda no dejar el WI-FI encendido las 24 horas.
En la universidad de Blaise Pascal de Clermont-Ferrand, han estudiado sus efectos sobre las plantas.
Conozco a un chico al que le empezó a doler el pezón sin motivo aparente, no tenía nada visible y pasado un tiempo le sugerí que dejase de llevar el móvil en el bolsillo de al lado. Oiga, mano de santo o casualidad.
De ser cierto no es justo que otros seres vivos sufran las consecuencias ¿y si estuviera afectando a murciélagos, abejas, aves y peces migratorios?
En lo referente a las abejas e insectos se están publicando estudios poco halagüeños por la Universidad de Landau, ó por ejemplo los investigadores Eskov y Sapozhnikov, Ferdinand Ruzicka, Sandeman, Tautz, Lindauer, Kirschvink, Padmanabha, Boyce Oglesby, Oscar y Hawkins. Puede que las estemos desorientando y que su lenguaje se vea afectado.
Alfonso Balmori estudia su impacto en los pájaros y tampoco parece optimista.
La cuestión es que ya da la impresión de que no podemos volver atrás, el móvil es una extensión de nuestro cuerpo y como me decía el otro día una amiga: “todos queremos cobertura pero ninguna antena de repetición en la azotea”. Se recomienda que estén a 300 metros de distancia, inviable.
Propongo: exigir mayor información para saber si hay algo de verdad en todo esto y en el caso de serlo, mayor reglamentación (cuando se os presente la ocasión de firmar alguna petición seria por ejemplo).
Conexión a Internet por cable.
Minimizad el uso del móvil (os diría que casi todos los aparatos electrónicos, pero es tan complicado…). Apagadlos cuando no los utilicéis, con un teléfono fijo en casa no inalámbrico permanecemos localizables.

2 comentarios:

Beatriz dijo...

¿por que con todos los inventos tecnologicos o químicos hacen lo mismo? lo lanzan y después miran a ver las consecuencias ¿no debería ser del reves?.

Por cierto, escuche el otro dia lo del asunto del Coltan ...y me hizo presuntarme si ¿relamente han supuesto tanto avance? ¿realmente son tan importantes? ¿realmente merece la pena "lo que cuestan"?

Train dijo...

Pueees supongo que porque estos cacharros no hacen nada malo si lo usas poco, sin ellos no podríamos concebir nuestra sociedad actual, además dan mucho dinero...no lo iban a sacar 50 años después de su creación para ver sus efectos a tan largo plazo y con el uso desmedido que le estamos dando todo cambia, por ejemplo: un investigador puede decirme que un horno microondas no da problemas pero ¿no hay que hacer un estudio conjunto y ver qué pasa si le sumamos tooodas las demás máquinas que usamos cada día?.
Lo del Coltan sólo cuesta a los desgraciados, mientras unos se forren a su costa y mientras al ciudadano de a pie le renueven el móvil (u otra cosa) con sus puntos...