miércoles, 20 de junio de 2012

Málaga y Verano Azul: pura ficción

Una panda de niñ*s sobre dos ruedas por aquí no duran ni un telediario, ya que se suceden sin parar los accidentes. El Ayuntamiento lo achaca al número ascendente de usuari*s del carril (OLEEEEE) no a sus deficiencias ¡o incluso en muchos casos, su existencia misma!

Cuando han hecho un camino de cabras (inferior al prometido y sobre las aceras) a contrarreloj para hacerse fotos en las elecciones municipales, no se puede esperar un milagro.

El mes pasado escuchaba en la radio cómo un camionero pedía un impuesto para bicicletas y una señora comentaba que son un peligro y añadió que ¿acaso hay carril-coche de bebés o carril-ancian*s? La sangre me llegó a las sienes y no pude menos que llamar hecha una energúmena…

¿Qué hacer?
Denuncia, argumenta, firma, escribe…Exige un espacio seguro para tod*s en la calzada, así como zonas de estacionamiento de calidad.

Participa en iniciativas como las salidas grupales de Ruedas Redondas y BiciCrítica. Te enseñarán a circular, caminos disponibles, tus derechos y “deberes”, además de pasar un buen rato reivindicando facilidades para un transporte rodado respetuoso con la Naturaleza.

Pedalea o usa transporte público si no llegas a pie. Tu ejemplo sumado al de otr*s cambiará tarde o temprano la política general, que prioriza al coche y con la chapuza genera un conflicto entre peaton*s y ciclistas.



¡Os invito a poneros el casco y hacer una visita virtual por Málaga! Sube la música.

Baja por la vía de Miraflores (antes no existe ninguna) y llegando al final de la avenida del Materno no puedes acabar de cruzar si la bici de enfrente no se desmaterializa; han superpuesto el estacionamiento para el semáforo sobre el carril.

Sigue por una senda sinuosa (la calle es recta, pero el carril parece bordear un río o monte) cuando debes detenerte, un coche se interpone tranquilamente por donde debes pasar.
A) Paras, por si capta la indirecta. Al fin el vehículo avanza el espacio justo para que puedas pasar y luego continúan aparcando impunemente encima.
B) Subes a la acera (puesto que la carretera va en sentido contrario) y te multan.

Ya vas por Armengual de la Mota y cerca hay un paso de peatones, un tipo que circula delante aporrea sin parar el timbre de su bici para que las señoras que cruzaban se apresuren y no le hagan reducir velocidad (¡¿?!)

Cerca de la Alameda descubres que quienes bajan del bus deben hacerlo sobre el carril.

Si te acercas a La Malagueta o Baños del Carmen y cruzas por un paso de peatones con nadie cerca, a 10km/h (no hay carril) es probable que un coche se pare en seco y te pongan verde, ya que no es para tránsito de 2 ruedas.
A) Te echas a la carretera y corres un serio riesgo, porque aquí, salvo excepciones, hay un respeto nulo a lo que no funciona por combustible.
B) Prosigues por la acera a una velocidad inferior a la de peatones, pero a sabiendas de que está mal.

Avanzando hacia Huelin, después de esquivaros mutuamente un grupo con patines y tú, tras una curva cerrada, ves cómo por el carril pasean un perrito.
A) Tocas suavemente el timbre y te sueltan todos los improperios imaginables. Por supuesto, no se aparta y debes invadir el paseo.
B) Levantas la rueda delantera y levitas como en E.T.

No mucho después encuentras una simpática familia que enseña a su hijito a montar, pero nada de normas viales, puesto que mamá y papá lo escoltan a cada lado ocupando ambos sentidos a velocidad de caracol.
A) De nuevo te resignas e invades la acera. Te gritan por hacerlo…no pusiste a nadie en riesgo, pero a juzgar por lo que suelta por la boca hay más de una persona resentida esperando la más mínima ocasión de saltar, quizá por haber sido reprendida en una situación inversa.
B) Entras en el arcén y te pitan porque tienes carril a tu disposición.
C) Sugieres que lo enseñen tranquilamente en un parque, puesto que el carril no es exclusivamente para el ocio y creas mal ambiente entre personas que, al fin y al cabo, promueven un transporte saludable.

Pero la vida es bella y pedaleas satisfech* de ser una persona menos ensuciando los pulmones del mundo, que reduces tus problemas de salud y que cargan la sanidad, que no ocupas el espacio público con coches y costosas infraestructuras y…¡ZAS! En toda la boca. Alguien que tiraba la basura abrió la tapa del cubo que por supuesto, da al carril.

Intentas regresar a un lugar seguro con hielo, pero el camino está casi desdibujado y con agujeros, un grupito de adolescentes en bicicleta casi te tumba al pasar corriendo a pocos centímetros en bandada, haciendo quiebros de cadera y caballitos. Por supuesto hay alguien cerca que te pone verde a ti (los otros van ya a 2km de distancia) diciendo que somos tod*s un peligro público y las multas nos deberían llover como agua de mayo.

No te extrañes si en algunos tramos desaparece la vía o tropiezas con obstáculos insalvables como árboles, marquesinas de bus, escalones, etc. Tampoco que a veces la visibilidad sea nula y en lugar de preparar el circuito con el resto de tráfico rodado, hayan optado por robarles más espacio a l*s peaton*s, que resignad*s, pasan entre las mesas de un bar que invade lo que queda de acera ¡aquí es normal! Pintas una estrecha franja y …oualá.

Si has conseguido llegar a tu destino con un tic nervioso en el ojo derecho, descubrirás con agrado que, o no tienes donde aparcar, o si te atreves a hacerlo, puede que regreses a patita. Pensando en positivo, será porque alguien más se ha unido a la secta verde…o ¡ya la encontrarás en el rastro el próximo fin de semana!

Perdonadme por el coñazo, pero lo necesitaba jejeje

4 comentarios:

Ciclosuicida dijo...

http://www.youtube.com/watch?v=MGTNP6bdpL0&feature=related

"Aquí puede morir una criatura" El atasco no es por la cantidad de coches, sino por carril- bici jajajjajajajaa<aa

Train dijo...

Vaya...ahí justo me sucedió lo del coche aparcando. En esa zona han dejado algo de sitio para tod*s: una acera para peatones, arcén para vehículos a motor y otra franja separada de ambos para bicicletas. Y sin embargo, siguen quejándose de que se perjudique a los coches o quienes llegan en él.

Quisiera pensar que hace falta tiempo y mucho trabajo de divulgación para que nos entre en la cabeza. Llegará.

Soy lo más torpe del mundo con los pedales, pero después de circular por Córdoba, Sevilla, y algunos lugares de Bélgica veo que aquí, por comparación, parece que se desincentiva el uso de la bicicleta, como si hubiese sido un maquillaje para acallar ciertos colectivos sin ir al fondo de la cuestión, como siempre...nuestro modo de trasladarnos y el impacto en el entorno y nuestra salud.

Gracias

Anónimo dijo...

Que risa !!! jejejejee

http://www.libiavelo.be/

Train dijo...

Si se hace lo mismo en Namur la historia sería radicalmente diferente ¡¡y los lados de la Meuse invitan al pedaleo!!

Espero que tenga éxito el alquiler de bicis allá, los he visto en Málaga y Antequera, no parecen muy bien planteados (aunque nunca lo he usado) en cambio en Sevilla parecía que era de lo más común.

Gracias por compartir info allende los Pirineos ¡entramos en la auténtica era de la conectividad! Es importantísimo